Varices en los hombres

La mayor parte de las veces las varices se han comentado como un tema que prácticamente afecta a la población femenina, y en realidad no se habla mucho de cuánto afecta de igual forma a la población masculina. Las varices las padecen uno de cada cuatro españoles, tanto mujeres como hombres, por lo que se traduce en un 34% de la población masculina se ve afectada por esta patología.

Las venas varicosas comienzan a aparecer, en las piernas mayormente, debido a la acumulación de sangre por el mal funcionamiento de las válvulas que regulan la subida de sangre al corazón. Cuando estás válvulas en las venas, que funcionan como compuertas no abren y cierran para ayudar a la circulación de sangre al corazón, comienza a bajar la sangre y acumularse en esa zona y es lo que provoca que empiecen a salir las varices debido a la dilatación de las venas.

Los síntomas más comunes que se conocen son la pesadez y cansancio en las piernas, calambres, en ocasiones picor y aparición visible de las venas varicosas, en casos extremos de varices también se puede dar casos de úlceras varicosas.

Generalmente, las varices en los hombres suelen aparecer como consecuencia de una alteración en el aparato valvular, ya sea provocada por una lesión, una vasodilatación, o cuando una malformación congénita provoca el nacimiento sin válvulas. Nunca podemos olvidar la siempre presente razón genética de la aparición de varices, donde la historia familiar de tu familia puede aumentar las posibilidades de que padezcas de esta patología.

Las venas varicosas más comunes para los hombres son las de tipo serpiginosa, en las que las venas, además de dilatarse, aumentan de longitud. Pueden desarrollar eccemas, atrofia, pigmentación, trombosis varicosa y rotura venosa.

Además de la causa hereditaria que es la más común de las causas que provocan las varices también podemos agregar el llevar una vida sedentaria, comer con exceso de calorías llevando una vida desequilibrada en cuanto a alimentos; permanecer mucho tiempo de pie o en una misma posición, así como estar expuestos a altas temperaturas de forma constante.

Por lo que nunca está de más realizar alguna actividad física por al menos 30 minutos al menos tres días de la semana, llevar una dieta balanceada, realizar algunas pausas breves durante nuestro horario laboral donde podamos caminar o realizar algún ejercicio que permita una mejor circulación de la sangre. Son pequeñas cosas que podemos realizar en nuestro día a día y que nos ayudarán a que al menos las varices no empeoren.

“Los hombres tardan más en consultar a un especialista de varices “

El tradicional retraso del hombre a la hora de consultar con el especialista dificulta la detección precoz lo que provoca que cuando las varices son diagnosticadas se debe proceder al tratamiento con rapidez. La mayoría piensa que las varices son problemas estéticos y no un problema que es obligatorio analizar para descartar patologías del sistema venoso como la Insuficiencia Venosa Crónica (IVC). 

AHORA primera consulta y valoración médica

GRATIS

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies