¿Qué esperar cuando llegas a una consulta de varices?

No siempre los pacientes son capaces de identificar si tienen varices o no, es por ello que uno de los primeros pasos que realizamos cuando los pacientes llegan a mi consulta es un estudio con Eco-Doppler para saber con certeza si las tienen o no. Una vez confirmado la presencia de varices le brindamos las distintas posibilidades de tratamiento que existen al paciente.    

Los clientes pueden escoger entre una solución quirúrgica o no. En nuestro caso, el método que utilizamos es el de la escleroterapia con microespuma, un método totalmente NO quirúrgico.

El primer paso consiste en brindarle toda la información posible al paciente, tanto la información médica como la económica. 

Se le explica todo verbalmente al paciente y se le brinda por escrito para que pueda tener el contenido de forma física y consultarlo cuando lo necesite. El próximo paso dependerá del cliente, pues la decisión está en sus manos.

Primera fase

Cuando el cliente decide ponerse en contacto con nosotros para informarnos que ha decidido llevar a cabo el tratamiento, comenzamos el proceso. Lo primero, se realiza una sesión fotográfica para saber el estado inicial y luego poder analizar la evolución una vez terminado el tratamiento.

Segunda fase

Al terminar la primera parte que podemos categorizar como preparación, solo queda comenzar con el tratamiento.

¿En qué consiste este tratamiento?

Este método consiste en inyectar una microespuma, cuyo principal componente activo es el polidocanol, para que las varices sean absorbidas por el propio organismo. ¿Cómo funciona? Esta microespuma provoca una fibrosis dentro de la vena que es lo que lleva a la reabsorción de la misma.

No debemos preocuparnos por la presencia de esta sustancia dentro de nuestro cuerpo, ya que se elimina de forma natural en un plazo de 2 horas a través del riñón.

Una de las principales ventajas de este método es que no causa trauma alguno al paciente, ya que no lleva anestesia, es indoloro, no se requiere ni hospitalización ni baja laboral. Es muy exitoso en cuanto a resultados y es por ello que se ha convertido en unos de los tratamientos para varices más populares de nuestros tiempos. Sin importar el tamaño de la variz, puede tratarse con este método.

Tercera fase y final

El paciente saldrá caminando por sus propias piernas de nuestra consulta. ¿Duele el tratamiento? No, así que no debes preocuparte por ello. ¿Qué sigue una vez terminado el proceso? Los chequeos. Al trata las varices se realizan varios controles luego, en dependencia de la magnitud de la variz pues así serán los controles a realizar. Este tratamiento se compromete con la solución del problema, no se dará el alta total al paciente hasta que no esté recuperado totalmente o que estemos seguros de que todo el proceso ha sido un éxito.

Somos desarrolladores de esta técnica en España, comenzamos de la nada, cuando no existía nada escrito sobre el tema. Con los años hemos adquirido la experiencia necesaria para saber lo que hacemos y los resultados que traen. Nuestra mayor satisfacción siempre es que nuestros clientes se sientan aliviados y contentos con los resultados. Nos gusta que nuestros pacientes estén claros de todo el proceso y sobre todo bien informados.

AHORA primera consulta y valoración médica

GRATIS

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies